La caspa a los piojos

Como afecta la caspa a los piojos. La caspa forma parte de nuestras vidas, sobre todo en algunas personas que son más propensas a sufrirla. De hecho, la caspa suele ser un problema mucho más continuado y asimilado en nuestra rutina que los piojos y liendres, aunque ambos se encuentran ligados en el imaginario colectivo. Muchos padres y madres se preguntan, y así nos lo transmiten en nuestras consultas, si ambos problemas se ayudan entre sí, y si la caspa potencia la aparición de piojos. No te preocupes, te solventamos todas tus dudas al respecto.

¿Tiene que ver la caspa con la suciedad?

Antes de empezar debemos tener claro que la caspa suele ser un problema relacionado con la salud de la dermis del cuero cabelludo. Esto significa que muchas de las personas que la sufren no pueden solucionarlo sencillamente limpiándose más el cabello (de hecho, si no se aplica un tratamiento adecuado, esto puede hacer que la descamación aumente).

No nos vamos a meter en los distintos tipos de situaciones que pueden propiciar la aparición de la caspa (existen dos grandes tipos, la seca y la seborréica. Puedes leer más en este artículo), pero sí que resulta importante destacar que, al igual que lo sucedido con los piojos y liendres, su aparición no está ligada exclusivamente al grado de limpieza. Aquí lo esencial es cómo se limpia, si estamos utilizando un champú adecuado y, sobre todo, si este tratamiento ha sido supervisado por un profesional.

¿Afecta la caspa a la aparición de piojos?

Los piojos, como ya sabemos, no diferencian entre una cabeza limpia de una sucia. Y, si no lo sabías, te animamos a que leas nuestro artículo sobre mitos y piojos (te sorprenderán muchas de las cosas que se creen sobre ellos pero que no son verdad). De hecho, cuanto más limpio se encuentre el cuero cabelludo más fácil tendrán estos insectos hacer las pequeñas incisiones que realizan para llegar a la sangre.

La caspa en sí misma no es afecta en el proceso de contagio de los parásitos, por lo que su existencia no va a potenciar ni evitar que lleguemos a padecerlos. Cosa distinta es que la caspa exista por un desequilibrio en el PH de nuestro cuero cabelludo, en cuyo caso sí que puede afectar pero no por la existencia de la descamación sino porque los piojos sí se ven afectados por la acidez.

El problema es que no se puede asegurar que una persona con caspa tenga una acidez más alta o más baja que la media, por lo que, como comentamos, no es un indicio para concluir nada.

Si utilizo un champú anticaspa, ¿estoy más protegido contra los piojos y liendres?

El uso de champús y lociones, incluso aunque sean antipiojos con insecticidas, no son una solución contra la pediculosis. Debemos recordar que más de un setenta por ciento de los tratamientos realizados con este tipo de productos químicos no son completamente eficientes al aparecer de nuevo la infestación a los pocos días. Todo ello sin contar los efectos secundarios que este tipo de productos pueden tener sobre los pacientes sobre los que se aplican.

En el caso de los productos anticaspa tenemos que, por un lado, pueden ayudar a la desaparición de estas molestas motitas blancas, y por otra limpian el cabello. Ninguna de las dos situaciones afectan a la prevención o al grado de infestación de pediculosis, por lo que no podemos utilizarlos con este fin.

Existe un bulo o mito por internet por el que algunas personas recomiendan este tipo de champús como solución milagrosa contra los piojos. Nada más lejos de la realidad y, además de que no lograremos evitar un potencial problema de piojos y liendres, estaremos aplicando un tratamiento contra la caspa a alguien que puede no necesitarlo. Es muy importante no dejarnos informar por personas que no son profesionales del tema.

¿Cómo podemos diferenciar la caspa de los piojos y liendres?

diferenciar liendres de caspa

La caspa tiene la peculiaridad de producir un picor parecido al existente cuando se tienen piojos (un poco más suave, pero similar) y, además, las descamaciones son de un color que se puede confundir con las liendres.

Aunque la caspa llena la cabeza de puntitos blancos su comportamiento es completamente distinto al de las liendres y, si nos hemos informado sobre el tema, será sencillo diferenciarlas. En primer lugar las liendres utilizan un pegamento (a base de quinina) muy potente. Es natural, pero adhiere la liendre tan fuertemente al pelo que se puede comparar su resistencia a la del cemento armado.

La caspa, por contra, no es más que una pequeña parte de piel que se desprende del cuero cabelludo. Esta puede caerse con facilidad. De hecho, uno de los problemas de las personas con caspa es que esta se deposita en la zona de los hombros.

Por tanto es tan sencillo diferenciar la caspa de las liendres porque, al intentar cogerlas, las liendres permanecerán agarradas al pelo, mientras que la caspa se soltará con mucha facilidad.

Además de por este comportamiento, la caspa también se diferencia de los huevos de los piojos por el color. Aunque una liendre muerta puede ser completamente blanca, las que están vivas (en las que el piojo está todavía dentro de la vaina) tienen un color que tiende al marrón. En este sentido, y a simple vista, también podemos saber si se trata de un problema de piel muerta o de piojos.

Caspa y lendreras, más difícil pero no imposible

Las lendreras, sobre todo las profesionales, son una manera muy eficaz para eliminar los piojos y liendres sin necesidad de utilizar productos químicos como champús y lociones antipiojos. En este sentido, su uso será más sencillo cuanto más limpio esté el cabello, ya que más sencillo será de hacer las pasadas sin dejar ningún individuo.

Aun así, y aunque un paciente sufra de caspa, si la lendrera es utilizada por un profesional será igualmente eficiente en la eliminación de las liendres. Aunque haya caspa este tratamiento mecánico es una buena solución para eliminar la plaga.